Hoy en día, el mundo de los influencers está revolucionado las estrategias de marketing de las empresas. Como sabemos hay influencers para todo tipo de cosas desde mascotas influencers, influencers de moda, niños influencers, gamer, etc, y el contenido que producen se hace viral cuestión de segundos en las distintas redes sociales. Sin embargo, así cómo los influencers nos pueden ayudar a potenciar la marca también nos pueden perjudicar lo que genera una preocupación para las marcas las cuáles ya no son, en cierto sentido, las “dueñas de la marca” sino que; son los usuarios y los influencers quienes manejan las marcas. Además, a las marcas les preocupa el impacto que provoca lo que hacen y dicen sobre la imagen de la marca.

¿Cómo poder controlar a los influencers y su contenido? ¿Cómo saber cuál es el influencer ideal y fiel para tu marca? ¿Cómo mejorar la imagen de marca en Redes Sociales?

Es por ello que para el marketing de influencers y para el beneficio de las marcas, surgen los nuevos influencers, que son creados con inteligencia artificial.

Para entender mejor la inteligencia artificial (IA), una buena definición sería que se trata de la combinación de algoritmos con el fin de que puedan realizar diferentes operaciones de la inteligencia humana. Por ejemplo: el autoaprendizaje, Además, son capaces de desarrollar muchas actividades y conductas propias del ser humano desarrolladas en este caso por un robot.

Los influencers creados con inteligencia artificial son hechos a medida, en base a  las necesidades de las empresas. Un claro ejemplo es LIL Miquela, una influencer robot que cuenta con millones de seguidores, y está compuesta de una serie de códigos. Ella está presente en redes sociales y es una gran influencer de Instagram. Los responsables de su creación son: Trevor McFedries y Sara Decou(Brud) y fue fruto de un proyecto de arte digital.

Tiene 19 años y vive en los Ángeles y le gusta cantar. Ella comparte sus fotos asistiendo a diferentes eventos así como sus outfits de distintas marcas famosas como por ejemplo: Chanel, Prada, Burberry, entre otras. Sus seguidores admiran a Lil y quieren copiar su estilo. Además, apoya a causas sociales y brinda consejos a sus seguidores. Existen otros influencer artificiales como Blawko, Bermuda o Shudu que son tendencia en Instagram.

¿Te suena extraño y aterrador? Y es que a simple vista parece una chica tan normal, de carne y hueso, tan real, que hasta genera confusión…¿ilusión o realidad?… Júzgalo tu mismo viendo la siguiente foto:

influencers

¿Por qué las marcas están apostando por estos influencers?

Ahora las marcas están apostando por este nuevo tipo de influencers y están estableciendo contratos para sus campañas debido al éxito que está teniendo. Lo mejor de todo es que las marcas ajustan al avatar a su medida, el lenguaje que usan, su comportamiento y pueden tener control de: lo que publican, lo que dicen de la marca y así evitan estar expuestos a cualquier comentario o escándalo negativo.  Pero ojo, no todo es tan perfecto debido a que los influencers con inteligencia artificial son tan parecidas a la realidad, que llegan a confundir a los consumidores, los cuales pueden pensar que se trata de un ser humano. Esto puede afectar a la parte ética de las personas al sentirse engañadas por seguir a robots. Esto provocaría que las autoridades llevasen a cabo una mayor regulación a nivel legal.

Es importante mencionar que siempre y cuando el consumidor sea consciente de que está siguiendo a un avatar o robot de la marca, no se considera un engaño.En definitiva, el uso de influencers creados con inteligencia artificial puede ser la futura tendencia dentro del marketing digital.


Alejandra Arízaga Samaniego

Pin It on Pinterest